Razón de vivir

¿Cuando empecé a tener estos pensamientos suicidas? No lo sé. De alguna extra forma siento que siempre han estado en mi cabeza. Cada vez que voy a cruzar la calle, o que voy al médico. ¿Es normal desear que te diagnostiquen alguna enfermedad terminal? ¿Es normal querer ser atropellada por un auto? ¿O quemarse las muñecas con unos cigarros para que alguien, cualquiera, lo note, es normal? Bueno, no es que haya creído que si lo fuera, pero como no pasaba a mayores…

¿Y por qué no pasaba a mayores, M?

Es que no puedo morir.

¿Quieres vivir?

No. No quiero. Pero no puedo hacerle eso a mi familia. Mi mamá ya perdió un esposo y un hermano, mi familia a un cuñado/yerno y a un hermano/hijo. No puedo.

¿Y tú? ¿No te da miedo morir?

La muerte sí que me da miedo, la muerte de mis seres queridos, no se que haría. Pero… ¿yo morir? Nada. Si no se que hay más allá si es que hay algo.

¿Y, M, después de que tu razón de vivir se vaya que harás?

¿Buscarme otra razón?

¿Como cual?

No sé, imagino que cuando mi familia muera yo ya seré mamá y tendré mi propia familia.

No puedo ser mamá por eso. No puedo tomar una cosa tan milagrosa y maravillosa de la vida y hacerlo la razón de mi existir.

Exacto.

Fue todo eso y más lo que hablamos con K la última sesión.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s